Saltear al contenido principal
Qué-es-la-seguridad-endpoint

¿Qué es la seguridad endpoint y por qué es una de las mejores herramientas de seguridad informática?

La tecnología ha evolucionado exponencialmente durante los últimos años y sin lugar a duda las más beneficiadas de estos avances han sido las empresas. El problema es que, así como ha mejorado la tecnología, también lo han hecho los ciberdelincuentes, quienes son cada vez más sofisticados a la hora de ejecutar sus ataques.

Según la ONU, cada 39 segundos se produce un ataque informático.

Factores como el trabajo remoto, el Internet de las cosas (IoT), entre otros, han hecho que se aumenten las potenciales brechas de ciberseguridad. Como resultado, las empresas han que invertir cada vez más tiempo, dinero y recursos a la hora de proteger sus equipos y redes.

Es por ello por lo que nace la seguridad endpoint, uno de los principales pilares de la seguridad informática de los últimos años. A continuación, te explicamos en qué consiste y por qué es fundamental para proteger a tu empresa.

Tabla de contenidos del artículo:

¿Qué es un endpoint?

Un endpoint es simplemente cualquier dispositivo conectado de forma remota o local a los sistemas informáticos de nuestra empresa.

En términos generales, cada dispositivo conectado a nuestra infraestructura informática representa una potencial amenaza a la misma, es por ello por lo que cada uno de estos puntos de acceso se deben analizar de manera individual.

Si bien años atrás los expertos en seguridad informática solo tenían que preocuparse por sus sistemas centrales, así como de los ordenadores y redes de la empresa, hoy en día también deben prestar atención a: portátiles, tablets, dispositivos móviles, conexiones VPN, la nube, BYOD (Bring your own device), etc.

Pero este es tan solo el principio, ya que el IoT (Internet de las cosas), el 5G, Inteligencia Artificial, entre otros, permitirán que cada año se sumen más y más dispositivos conectados a Internet y muchos de ellos serán imprescindibles para las empresas, incluyendo aún más endpoints a nuestras redes.

Los endpoint adquieren este nombre, precisamente porque son configurados en el “punto final” de la estructura de red y no dentro de su configuración inicial, razón por la cual resultan ser una mayor amenaza a la ciberseguridad de las empresas.

¿Qué es la seguridad endpoint?

cómo-funciona-la-seguridad-endpoint

Ahora que sabemos exactamente qué es un endpoint, resulta evidente a qué hace referencia la seguridad endpoint, sin embargo, vamos a exponer algunos conceptos claves para tener en cuenta.

La seguridad endpoint se ha convertido en uno de los puntos más relevantes dentro de la seguridad informática durante los últimos años y es que la experiencia nos ha mostrado que es aquí donde convergen cada vez mayores amenazas para los sistemas informáticos de las compañías.

Los protocolos de seguridad endpoint son sistemas que monitorizan todos los equipos conectados a la red de la empresa, prestando especial atención a los dispositivos “móviles” como lo son portátiles, teléfonos inteligentes, tablets, entre otros.

La seguridad endpoint identifica y analiza todo el tráfico, documentos y aplicaciones que se ejecutan al interior de su red en búsqueda de potenciales amenazas. Una vez detectada una potencial amenaza cibernética se deniega acceso de todo tipo al usuario que desea ejecutarla.

Pero los sistemas de seguridad endpoint no son entes estáticos que solo inspeccionan y otorgan o deniegan acceso. Las nuevas generaciones de endpoint están construidos sobre una sólida estructura de machine learning permitiendo aprender constantemente acerca de nuevas amenazas y potenciales vulnerabilidades.

Como si de una partida de ajedrez se tratara, los sistemas endpoint se posicionan un movimiento por delante de los cibercriminales, ofreciendo tranquilidad y simplicidad al departamento de IT de las empresas.

Las principales amenazas de los endpoint

Cuando un dispositivo corporativo abandona la oficina es más propenso a sufrir un ataque, ya que la red propia del usuario suele estar menos protegida que al interior del área de protección de la seguridad perimetral corporativa.

Es por ello por lo que la seguridad endpoint se ha convertido en una obligación para las empresas, prestando especial atención a todos aquellos dispositivos que atraviesan las puertas de la empresa.

Los entornos endpoint están expuestos a todo tipo de amenazas cibernéticas, sin embargo, encontramos que estas son consideradas como las principales amenazas a las que se enfrentan:

  • Ransomeware o secuestro de información.
  • Acceso a información corporativa confidencial.
  • Suplantación de identidad.
  • Phishing.
  • Ataques a la red corporativa y personal del usuario.

 

 

¿Qué es un EDR? – End Point Detection Response

qué-es-un-EDR

Así como las amenazas informáticas son cada vez más sofisticadas, las herramientas enfocadas en seguridad informática también evolucionan a pasos agigantados para hacer frente a las amenazas emergentes.

Si bien los antivirus y antiguos protocolos para proteger nuestras redes son de ayuda, estos se quedan cortos a la hora de enfrentarse a las nuevas amenazas informáticas.

La diferencia principal radica en el enfoque de las herramientas y es que mientras las antiguas herramientas son reactivas, los EDR son herramientas proactivas, lo cual marca una gran ventaja a la hora de utilizar una u otra herramienta.

A primera vista muchas personas pueden tender a creer que los EDR son antivirus y a pesar de que los EDR cumplen muchas funciones propias de estos sistemas, cuentan con funcionalidades mucho más avanzadas.

Los EDR se especializan en proteger todos los eventos que tienen lugar en el punto final (endpoint), así como en la red. Toda la información que transita por estos dispositivos pasa por una base de datos principal donde se analiza a profundidad para posteriormente conceder o denegar acceso al usuario.

Las principales ventajas de los EDR

  • Monitorización en tiempo real toda la actividad que pasa por sus sistemas.
  • Análisis y bloqueo de acceso de usuarios.
  • Control de aplicaciones y listas blancas.
  • Respuesta frente incidencias.
  • Procesos basados en Machine Learning.
Volver arriba